(Envigado, APin) Desde el pasado martes, el gallinazo que solía asolearse en el techo del bloque de primaria del colegio Cumbres no aparece, según reportan integrantes de esta comunidad educativa. Con puntualidad inglesa, el gallinazo abría sus alas a las 8:17 de la mañana para recibir el sol hasta cerca de las 10:25, hora en la que alzaba el vuelo y se iba, informó, solemne, el profesor Delio Botero. Algunos alumnos han manifestado su preocupación al ver el techo vacío, y especulan sobre su posible paradero. Daniel Tirado, estudiante del grado noveno, de 15 años, declaró: “La semana pasada había llegado tarde, como a las nueve; sí me di cuenta que algo raro le estaba pasando”. A pesar de que algunos acusan al invierno y la carencia de sol de estas mañanas, otros piden no descartar que se trate de “asuntos personales del gallinazo”. Mientras tanto, para los profesores y alumnos que se habían habituado a la compañía del ave, la espera continúa. Seguiremos informando. (Reportó: Juan Loaiza)